Mesón de Cándido

Mesón de Cándido

meson-de-candido

Hay lugares de hostelería que encierran una importancia histórica y comercial, si se quiere, para los pueblos. En toda España es frecuente encontrar lugares que merezcan tal calificación.  El Mesón de Cándido, que una vez se  denominó como Mesón del Azoguejo, debido a su ubicación, es un local de hostelería ubicado en la ciudad de Segovia, en la plaza del Azoguejo, junto al acueducto. Se inauguró en el  siglo XVIII. El nombre y la fama del mesón se debe a mediados del siglo XX cuando lo adquiere el cocinero castellano, y mesonero mayor, Cándido López que popularizó la cocina segoviana mediante la realización de cochinillo asado y su escenografía propia de corte al canto del plato al servirlos.

Este mesón ha popularizado los asados al estilo castellano.

 Mirando atrás

El mesón se inaugura en septiembre de 1786 en un local situado junto al acueducto, en la plaza del Azoguejo. Cándido, su actual propietario,  trabaja desde su primera infancia como cocinero, y con el tiempo se hace propietario del Mesón del Azoguejo en 1931. Se hace popular por cocinar el cochinillo asado (tostón asado segoviano), así como otros asados y diversos platos. Su escenografía al golpear los cochinillos con el canto de un plato, cortándolos en trozos, para probar que están en su punto,  ha hecho muy popular su mesón.

Por tanto aquí ya ves un lugar que te gustará. Es una de las muchas opciones de Segovia y una de las más conocidas. Todo el mundo cuando escucha sobre este lugar pide ser llevado a degustar de los sabrosos platos del mesón. El mesón de Cándido es un orgullo no sólo para su propietario, sino también para Segovia. Los segovianos hablan muy bien, y para sentirse segoviano hay que entrar a disfrutar del estilo patentado por el mesón.

Artículos Similares

Sin Comentarios

Deja tu comentario